Paro en el sector sanitario: se suma la Maternidad Privada

pendulo
El Pendulo
Periodista

El conflicto con trabajadores y trabajadoras de la salud sigue creciendo. Al paro en instituciones públicas declarado por APROSLaR, se suma el paro en la Maternidad Privada, acompañado por ATSA y Ser Salud. No descartan que la medida de fuerza se extienda a otros sanatorios.

 

Tanto la Asociación de Trabajadores de la Sanidad Argentina, con Nicolás de la Fuente al frente de la seccional provincial y desde el gremio Ser Salud con la conducción de Roberto Carrizo, responsabilizan a la obra social APOS por la demora en el pago de los sueldos de clínicas privadas.

En declaraciones con distintos medios de comunicación, ambos gremios sostienen que la obra social tiene una deuda de varios meses con las los sanatorios privados,  que sumado a los “valores atrasados de las prestaciones”. Con este motivo, las clínicas no abonaron el sueldo de las y los trabajadores, por lo que desde el pasado jueves 9 la Maternidad Privada inició un paro por tiempo indeterminado, a lo que este viernes 10 se suma un corte de calle frente a la clínica. Desde Ser Salud indicaron que el sanatorio Mercado Luna también podría iniciar medidas de fuerza.

En el caso de la Maternidad Privada, desde ATSA señalaron que la patronal abono solamente el 60% de los sueldos, por lo que se decidió la continuidad del paro, que incluyeron el corte de calle 9 de Julio, frente a la institución. «Pedimos que los trabajadores cobren su sueldo en tiempo y forma», indicó De La Fuente.

 

 

El secretario general de Ser Salud explicó que el 80% de las atenciones que realiza la clínica corresponden a APOS. Agregó que la obra social adeuda las prestaciones de octubre del año pasado que sumado a la falta de actualización del valor de las prestaciones afectan a la patronal al punto de no poder abonar los sueldos. «La empresa y los trabajadores son víctimas del atraso que tiene APOS en sus pagos», consideró.

«Hasta que no se pague el 100% de los salarios no se levantará medida de fuerza. Están de paro enfermería, camarilleros y el personal administrativo», expresó Carrizo.

Por otro lado, añadió que una situación similar se vive en la clínica Mercado Luna, por lo que las próximas horas se decidirá si inician medidas de fuerza.

Desde APOS, la administradora Claudia Ortiz aclaró que «no es una deuda sino un retraso». El monto de la demora alcanza casi los 2.000 millones de pesos.

«La provincia está con problemas, no está recibiendo los fondos extracoparticipables, estamos un poco demorados y los prestadores lo saben. Pagamos un anticipo a las clínicas a principios de noviembre y les debemos el saldo de ese mes y le debemos diciembre. Está vencido diciembre, enero no está vencido y febrero tampoco», señaló en declaraciones con medios radiales.

Asimismo, Ortiz destacó que desde el inicio de su gestión nunca se había generado una demora en los pagos. «Soy optimista que esto se va a regularizar, vamos a intentar ponernos al día. Todavía estamos a tiempo de poder regularizar la situación», sostuvo.

Contenido Relacionado

Por: María Vázquez

Please select listing to show.
Please select listing to show.