La lucha de clases, engranaje de la historia, su vigencia marca un camino

El Péndulo

Periodista

El Péndulo

Periodista

Por Fernando Gómez, dirigente del FROP y presidente de FERCOA.

 

Necesitamos una hipótesis de esperanza
Nunca fue tan nítida la lucha de clases, como en la coyuntura que estamos transitando con la actual gestión.
“La historia de todas las sociedades que han existido hasta nuestros días es la historia de la lucha de clases hombres libres y esclavos patricios y Plebeyos señores y siervos maestros y oficiales en una palabra opresores y oprimidos se enfrentaron siempre mantuvieron una lucha constante velada unas veces y otras francas y abierta lucha que terminó siempre con la transformación Revolucionaria de toda la sociedad o el hundimiento de las clases beligerantes”( manifiesto comunista- Marx y Engels).
A más de 100 días del gobierno libertario, ejerciendo un conjunto de agresiones con una táctica de destrucción del tejido social, laboral, sindical, cultural, etc.
Desde el primer anuncio, con la devaluación, no ha parado de dar noticias, arremetiendo con un ataque directo a los sectores más vulnerables.
Todas las decisiones del gobierno fueron agresiones.
Con el argumento de acomodar la macroeconomía, llevó adelante medidas de ajustes, que tiene como principal objetivo transferir bienes a los sectores concentrados, sacándolos de los sectores vulnerables, y también sobre todo dislocar a los sectores populares, principalmente a los más dinámicos, trabajadores formales e informales.
La construcción del relato de que todos los males lo tiene el estado y las distintas gestiones, pudo conseguir un aval de legitimidad, el que ha usado para las medidas de agresión(devaluación, despidos, corte de la obra pública, aumento de tarifas, quita de alimentos, rebaja a los jubilados), todas acompañado con una comunicación cruel y despectiva hacia la gente. El vocero expresando conceptos como: “el no trabajo”, “saluden a telam que se va”, etc, etc, etc
Sumado a este accionar de crueldad, de agresiones, se suma la inclemencia del clima, producto en gran medida del cambio climático, sequías, inundaciones, el dengue. En todas las situaciones, el gobierno nacional brilló por su ausencia, dejando librado a la sociedad a su suerte.
Para no dejar a fuera en el accionar de la coyuntura que ilustra a las claras los intereses que representa el gobierno, es la visita de la Comandanta Laura Richardson de EE. UU., y la plestesia de Milei. Que habla más, que de unas relaciones carnales, del menemismo de los 90. Pensemos que este encuentro se dio a días del aniversario de Malvinas, y a kilómetros de las islas y del continente antártico, que hablar de la soberanía.
¿Esto responde a una acción planificada?
Dice; Karl Von Clausewitz- En la guerra si usas los medios provistos y creados en el ámbito de la política por el estado las fuerzas de combate físicas y Morales estas fuerzas se consumen al aplicarse sobre el cuerpo del enemigo la acción material se ejerce directamente sobre individuos aniquilando o limitando su libertad de movimiento a través de la muerte, la mutilación, o el aprisionamiento.
El objetivo es la destrucción de la fuerza del cuerpo colectivo del adversario, su autoconfianza, valor, cohesión, disciplina, sujeción a un plan, es decir, la ruptura de las relaciones que el estado enemigo ha establecido entre los cuerpos de sus soldados y respecto de ellos.
Cuando la tendencia a la preservación moral el valor es superado por la tendencia a la preservación física- el miedo- los cuerpos ceden al dominio sobre sí mismos, entregan su voluntad a otro, aceptan la determinación externa de sus conductas: el bando vencedor se apropia del poder sobre el cuerpo del vencido que ha dispuesto su resistencia.
Según Clausewitz, aquí termina la misión de la guerra, y lo que se haga con ese poder, es el rol de la política.
¿Qué ocurre con la resistencia?
La reacción ha sido, dosificada al calor de la metabolización de la reacción y el posible consenso que tenga la actual gestión. Es decir, de los sectores más confrontativos y combativos se intentó y trabajó interpelando la reacción y la participación de los distintos sectores. La participación fue tibia y opacada, con la descalificación de no haber movilizado antes. En definitiva, hasta aquí chocando con los supuestos consensos del gobierno.
Por otro lado, la especulación de la reacción espontánea y el empuje de los sectores agredidos para llamar a la acción, caso evidente, es el de la CGT, acompañado del PJ (que a su vez esconde apoyos y acuerdos con la propia gestión que agrede) espera agazapada el momento para accionar.
Pareceres
Cuando el accionar del gobierno es la construcción de un estado de guerra que no entiende de negociaciones ni consenso. Si no que tiene como guía el dogmatismo, y como método la agresión, la perversidad con el objetivo de la desmoralización. La aptitud de la resistencia debe ser propositiva y construir la ofensiva; ejemplo de ello lo ha sido en estos últimos días La Asociación de trabajadores del estado ATE.
Por lo tanto, la confrontación y disputa en la lucha de clases, se inicia un proceso de lucha abierta y directa, que interpela los sistemas institucionales, los mecanismos de lucha, y las instancias de articulación y alianzas.
10 ideas
¿Cómo se metaboliza el relato del consenso al gobierno, cuando la agresión se vive en carne propia?
¿A quiénes se identificarán como responsables de tremenda agresión al tejido social?
¿Cuál será la chispa que encienda la pradera, en semejante situación objetiva?
¿Tendrá una traducción política en primera instancia?
¿Qué aval le da al gobierno con sus agresiones, la falta de una alternativa?
¿Cuánto tiempo más seguirán siendo significativas, las medidas de agresión siguiendo la doctrina del shock?
¿Basta con la movilización, o se requiere de acciones que interpelen la creatividad?
¿Las instituciones que contienen lo democrático que son usadas para someter, son válidas como democráticas?
¿La resistencia será suficiente, o requerimos de métodos de la política?
Es posible que la salida a semejante situación, nos obligue a requerir de herramientas propositivas.
Necesitamos construir un relato y una hipótesis de esperanza, estamos obligados como cuerpo social.
En estos días
Con el pacto de mayo, la medida llega tarde, más con el programa que propone, un programa decrépito y anacrónico, en este nuevo contexto mundial, donde se ha iniciado un proceso de desplazamiento de occidente a oriente, y la constitución de una nueva centralidad, posiciones que obligue abandonar las autonomías regionales, no solo son incorrectas políticamente, sino peligrosas.
El pacto de mayo del gobierno, es el síntoma de que Milei en un gobierno que nace viejo, anacrónico, y fallido, que el único mérito es haber interpretado la época del descontento social, y haberle puesto la herramienta para que se manifestara, pero no es más que eso, descontento, frustración, odio, bronca, y la nostalgia de un neoliberalismo que sé desmorona por todos lados, y talvez esta es la principal característica que lo hace viejo y senil.
Pero en el fondo, se sostiene por qué como sociedad estamos impotentes de un proyecto superador, nuevo y esperanzador.
En ese sentido, el gobierno de Milei es débil; su único sostén, son las expectativa que un sector sostiene.
En esta dinámica, sin dialéctica entre la demanda y las respuestas, nos aproximamos a procesos abiertos desde punto de vista de la metodología en cómo se dirima la crisis, obligando a definir formas y acciones, que problematizan las dinámicas conocidas.