El SELaR pide pasar 15.000 pesos al básico docente

El Péndulo

Periodista

El Péndulo

Periodista

El gremio quiere que de los 21.000 pesos de aumento que se dieron entre junio y septiembre, se incorporen 15.000 al básico. Esos aumentos que dio la Provincia son remunerativos y no bonificables. El titular del SELaR, Ignacio Colina pidió reabrir la mesa técnica salarial para discutir esta mejora.

 

El gremio docente SELaR le pidió al gobierno de Ricardo Quintela pasar 15.000 pesos al básico sobre un total de 21.000 pesos de incremento que el sector recibirá entre junio y septiembre inclusive.

El SELaR fundamenta su pedido en una cláusula de la paritaria nacional docente según la cual los básicos docentes en cada una de las provincias del país no deben ser inferiores al 60% del piso salarial del sector.

En los últimos cuatro meses -incluyendo septiembre- los docentes riojanos completarán un incremento de 21.000 pesos. Esa suba salarial surge de los aumentos recibidos en junio (5.000 pesos), julio (6.000 pesos) y agosto (4.000 pesos) más otros 6.000 pesos correspondientes a septiembre y que se percibirán a principios de octubre. Todos estos incrementos son por cargo docente y son sumas remunerativas y no bonificables.

Desde el SELAR piden que al menos 15.000 de esos 21.000 pasen al básico. “En el último congreso extraordinario de la Confederación de Educadores Argentinos (CEA) los gremios acordamos exigir el cumplimiento de una cláusula de la paritaria nacional según la cual se establece que los básicos docentes en cada una de las jurisdicciones del país no sean inferiores al 60% del piso salarial del sector”, señaló.

En este punto, el gremialista pidió al Ministerio de Educación de la provincia convocar de manera urgente a la mesa técnica salarial para definir las cifras a incorporar al básico docente. “Queremos ver qué parte o cuánto se va a basificar de esos 21.000 pesos de aumento que se dieron entre junio y septiembre que son remunerativos y no bonificables. Lo que pedimos es que al menos 15.000 de esos 21.000 pesos se tornen bonificables, o sea que incrementen el básico docente para llegar a ese 60% que se acordó en la paritaria nacional”, indicó.

En otro orden de cosas, Colina contó que en el congreso extraordinario de la CEA también se decidió “rechazar el recorte presupuestario en educación” y a la vez exigir la reapertura urgente de la paritaria nacional.

“Rechazamos el recorte a nivel nacional en educación que fue publicado en el Boletín Oficial del día 20 de agosto de este año y ratificamos el pedido del llamado a la paritaria nacional para la recomposición salarial. Vamos a seguir insistiendo en el tema salarial porque hay que tener en cuenta la inflación y por eso la CEA pidió el urgente llamado a paritarias para discutir recomposición y salario docente”, expresó.