Dos personas fallecidas en sendos hechos viales

pendulo
El Pendulo
Periodista

En la mañana de este jueves, en inmediaciones a Chepes, murió un joven en un vuelco del vehículo en el que se trasladaba. Por la tarde, en el Parque de la Ciudad de Capital, el conductor de una camioneta falleció de un paro cardíaco al momento en que se encontraba en marcha.

 

Dos hechos fatales se registraron en la jornada de este jueves en el marco de los hechos viales en la provincia de La Rioja.

Trágico accidente en La Rioja: un joven mendocino de 21 años murió luego de un siniestro vial. Foto: La 4x4.
Trágico accidente en La Rioja: un joven mendocino de 21 años murió luego de un siniestro vial. Foto: La 4×4.

El primero de estos ocurrió cerca de las 7:00 en la Ruta 141, a unos 10 kilómetros de la ciudad de Chepes, en el departamento Rosario Vera Peñaloza. Según algunos testimonios, el conductor del vehículo se habría quedado dormido.

Un automóvil marca Volkswagen Surán, que se dirigía desde Mendoza hacia Catamarca, llevando a bordo a cuatro ocupantes, sufrió un vuelco que dejó una víctima mortal. La persona fallecida fue identificada como Valentín Vanini, un joven de 21 años que se encontraba como acompañante en el vehículo. El automóvil estaba siendo conducido por Ricardo Gómez, de 48 años, mientras que los otros ocupantes eran Maximiliano Gómez, de 41 años, y Gonzalo Garay, de 21 años; todos ellos también provenientes de Mendoza.

En otro hecho con desenlace lamentable sucedió en la tarde de la misma jornada en inmediaciones al Parque de la Ciudad, en la Capital provincial.

Alrededor de las 17:00, una camioneta marca Fiat Toro, dominio AA 363 CQ, color gris, se dirigía por avenida Mártires de la Dictadura (Circunvalación) y a la altura de El Mirador, chocó a un vehículo que se encontraba estacionado, continuó su marcha y terminó contra el guardarrail que se encuentra en la intersección de la arteria mencionada y avenida Las Palmeras.

El conductor del rodado, identificado como Jorge Lobos, mayor de 60 años, habría padecido un paro cardíaco. A pesar de los intentos de reanimación de los ocasionales transeúntes y, luego, del personal del SEM 107, Lobos dejó de existir.

A esa hora, gran cantidad de personas transitan por el lugar realizando actividades deportivas y recreativas, aunque nadie más resultó afectado por lo ocurrido.

 

 

Contenido Relacionado

Por: María Vázquez

Por: María Vázquez

Please select listing to show.